Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal

Grupisa. Ir a la página de inicio.

Logo AENORIQNETLogo AENOR

Conservación de pavimentos

Sellado de grietas

Seguridad vial, S.A. "Sevial", consciente de la gran importancia que tienen las grietas que por diferentes causas se producen en la inmensa mayoría de las carreteras, introdujo en España hace más de 15 años un sistema que viene a resolver definitivamente este problema.

El sistema Overseal-Banding para reparación y sellado de grietas, con el uso del producto específicamente formulado, a base de un compuesto de betún con caucho puro y mezclas de otras resinas no époxi y otros productos elastómeros, resuelve el problema de las grietas con una simple y rápida operación.

Previene la penetración de agua y, por tanto, el problema inherente a las heladas y efectos que éstas producen sobre las bases, sub-bases y capas de rodadura. Una perfecta aplicación del Overseal Banding protege también los bordes de las grietas eliminando la posibilidad de futuras erosiones.

Por su contenido en elastómeros, el producto aplicado mantiene una perfecta resistencia a los efectos de las diferentes temperaturas por su gran elasticidad y duración. Existen formulaciones especiales para casos particulares que así lo requieran.

Con la introducción en España de este sistema, los acuerdos de Sevial con la firma inglesa Prismo, así como sus propios desarrollos, Sevial pretende ser una empresa líder en esta área vital del mantenimiento y conservación de carreteras.

Sevial ofrece un completo servicio en el más amplio nivel nacional. Sus equipos pueden efectuar cualquier tipo de desplazamiento y acometer y realizar todo tipo de trabajo que se les encomiende.

Con el uso del sistema y en especial el de aire caliente comprimido, aplicado por aparato Jet-Blaster (HCA) a temperatura de 1.000º se asegura una perfecta preparación de las grietas a sellar para la eliminación y limpieza total de detritus y elementos extraños. Esta operación produce una máxima adhesión de la banda de sellado.

La apertura al tráfico, dependiendo de la temperatura ambiente, se realizará de 10 a 20 minutos después de la aplicación. El alto contenido en elastómero del material, dota al producto de una gran elasticidad, evitando las roturas por movimientos térmicos o de la sub-base e impidiendo la entrada de agua.

La aplicación puede realizarse en cualquier época del año, incluso en el invierno en sus momentos más crudos, pues como ya se ha dicho anteriormente, por los efectos del aire caliente comprimido, se consigue un secado y limpieza absoluta de las grietas a tratar.

Este sistema puede utilizarse en cualquier tipo de grieta. Sin embargo, en determinados casos, será preciso realizar una inspección de los sitios a tratar, para decidir la solución más conveniente.